miércoles, 12 de marzo de 2008

CAUSAS Y EFECTOS DE LA CIENCIA Y LA TECNOLOGÍA EN LA SOCIEDAD

Cada sociedad, según su cultura ha desarrollado e incorporado una diversidad de tecnologías para responder a sus necesidades.

El conocido supuesto de que si el desarrollo científico y tecnológico se detuviera la Sociedad regresaría a una época todavía más precaria que la de las cavernas ya forma parte del sentir del ciudadano medio en casi todos los países del mundo. Esto quiere decir que la Ciencia y la Tecnología han alcanzado algo así como ese famoso «punto de no retorno» de los lanzamientos espaciales, en cuanto al progreso de la Humanidad se refiere.

La Sociedad espera que sean la misma Ciencia y la misma Tecnología las que desarrollen soluciones para los problemas que ellas mismas han creado y siguen creando. Basta con citar las alteraciones de la capa de ozono, las lluvias ácidas, las mareas negras, los vertidos tóxicos, las deforestaciones, o incluso recordar los dramáticos nombres de Chernobil, en Rusia, o de Bophal en la India, por no mencionar otros nombres, algunos muy recientes, que por afectar a nuestros propio país están en la mente de todos nosotros.

¿Porqué creen que la tecnología actual de México no es igual a la de China o Canada ?

A menudo se afirma que el acelerado proceso de cambios tecnológicos que vivimos es, sencillamente, imparable. De forma reiterada e inquietante se nos recuerda que "no se puede perder el tren de la tecnología" o que aquellos —personas, instituciones o naciones— que no quieran o no sepan adaptarse a los cambios tecnológicos acabarán, tarde o temprano, sufriendo las consecuencias de su obstinación. El desarrollo tecnológico parece investido de una fuerza que rebasa cualquier intento humano por detenerlo o, incluso, por cambiar su dirección —tal como sugiere la imagen del tren.

En otras palabras, toda tecnología es un reflejo del medio social y cultural en el que ha sido creada. Parafraseando el famoso dicho, podríamos decir que cada sociedad tiene las tecnologías que merece.

En estas dos últimas décadas, muchos han intentado bautizar a esta relación sociotécnica, buscando una forma de nombrar la nueva sociedad que hoy emerge ante nuestros ojos. El apelativo que se ha acabado imponiendo es el de "Sociedad de la Información", que parece recoger bien la esencia del cambio actual.

Este término funciona por contraposición al de "Sociedad Industrial". Si en esta, el rasgo central que estructuraba la organización material de la sociedad era la industria y la producción de mercancías; en el caso de la "Sociedad de la Información", es el predominio de la información y del conocimiento lo que regula la vida material en nuestras sociedades actuales

No hay comentarios.: